Las reelecciones de Danilo Medina y el PLD son derrotables

.
Por Erasmo Chalas Tejeda, dirigente del Partido Revolucionario Moderno.
ATMÓSFERA DIGITAL, NUEVA YORK.- Hay quienes dicen que a un candidato que está ejerciendo la presidencia de la República en cualquier lugar del mundo, se hace muy difícil derrotarlo porque a juicio de esos opinantes, disponen de todos los recursos económicos, poderes fácticos y los diversos estamentos que facilita el Estado.

Eso es cierto en algunos casos. En República Dominicana ha sido distinto en varias ocasiones, sin dejar de reconocer que los presidentes en reelección hicieran uso de todo ese poder que arriba mencionamos.

Obviamente se puede decir que “las circunstancias de un país son diferentes a otro”, pero regularmente las condiciones vienen siendo las mismas, como por ejemplo, desempleo, inseguridad ciudadana, corrupción, delincuencia, deterioro de los sistemas de salud, de Estado de Derecho y el mismo sistema de partidos, llegando incluso en la violación y el irrespeto de la Constitución y nuestras leyes como nunca antes visto.

Si partimos de estas condiciones y las que el pueblo aspiró se resolvieran cuando depositaron el voto por ese mismo candidato que intenta reelegirse, pero que al volver a las urnas, no han sido resueltas, entonces hay razones de sobra para decir que la reelección es derrotable, aunque usen los recursos que utilicen.

Partiendo de este criterio, por qué no puede ser  posible que el actual presidente de la República Dominicana, Danilo Medina Sánchez pierda las próximas elecciones?. Los que piensan lo contrario están muy equivocado.

Hay que recordar las elecciones 1978 donde el Presidente Joaquín Balaguer usó todos los recursos habidos y por haber, incluso, a la guardia y la policía para impedir que el pueblo fuera a votar en su contra y a pesar de todos esos obstáculos la mayoría de la sociedad dominicana se expresó en las urnas y sacó del Poder al balaguerato porque ya había tomado esa decisión. Igual sucedió con el gobierno perredeísta del extinto Presidente, doctor Salvador Jorge Blanco, que aunque no fue una reelección del presidente, pero sí del PRD, con todos los recursos a manos perdió dichas elecciones en el año 1986.

En el caso del expresidente Hipólito Mejía que hizo uso de la reelección presidencial, también fue derrotado en las elecciones nacionales del año 2004, claro que no podemos decir que no hizo uso de los recursos del Estado, sí lo hizo porque todos los gobierno lo hacen, pero no en la dimensión en que lo hizo el expresidente, Leonel Fernández Reyna, y precisamente eso contribuyó en parte a la derrota.

Ahora lo que deseo enfatizar es que desde el gobierno también se pierde, y es precisamente lo que le ocurrirá al presidente Danilo Medina Sánchez, porque si bien es cierto  que las condiciones que vivía el país en las épocas de Balaguer, Jorge Blanco y Mejía son diferentes a las de ahora, no es menos cierto que el actual gobierno adolece de credibilidad, aparte de que no ha podido resolver los principales problemas que padece el país a lo largo de  16 años de gestión del peledeísmo.

Y si pasamos al plano internacional, igual nos encontraremos con ejemplos parecidos a los nuestros. Por lo pronto, en la República de Argentina el partido oficial de la expresidenta Cristina Fernández de Kirnneth que supuestamente era el favorito en las encuestas, perdió las elecciones de la oposición en segunda vuelta de Mauricio Macri, actual presidente de esa nación.

Otra reelección derrotada fue la de Daniel Ortega Saavedra, presidente de Nicaragua cuando compitió con Violeta Chamorro, que representó a la oposición de ese entonces.

Si bien es cierto que Medina Sánchez tiene a su favor el aparato del Estado y los recursos económicos, también hay que decir que ha hecho un gobierno apoyador de la corrupción, que no ha podido controlar la delincuencia ni el desempleo y que además ha provocado la carestía más alta en la historia de la canasta familiar.

Pero igual ha sido el gobierno que más impuestos a colocado al pueblo con una voracidad increíble hasta al punto que la sociedad lo ha interpretado como una forma de que el pueblo pague con dichos tributos los recursos que dilapidaron sus antecesores compañeros de partido que tuvieron en el gobierno.

Y, ni decir, de un presidente que dice una cosa y hace otra, como por ejemplo, cuando dijo en su discurso de toma de posesión que hasta por el rumor público actuaría en contra de la corrupción, y sin embargo, en su gobierno han existido grandes actos de corrupción (Oficina Supervisores de Obras del Estado, las compras sobrevaluadas de terrenos en el Ministerio de Educación, entre otros) y nadie, absolutamente nadie ha sido sometido ni condenado por la justicia.

Además hay que tomar en cuenta la división interna-palpable- del PLD, la cual ha hecho que algunos partidos aliados se hayan ido del frente progresista del partido oficial. Es una realidad que un partido en el poder que haya acudido dividido a unas elecciones, ha sido muy difícil  por no decir imposible que gane dichas elecciones, y ese factor se está dando dentro del gobierno del PLD, por lo que es casi seguro  que Danilo Medina Sánchez pierda las próximas elecciones de mayo.


Lo menos que esperamos es que la mayoría del pueblo dominicano radicado en República Dominicana y aquí en el extranjero sepa decirle al PLD y su Presidente Danilo Medina Sánchez que ya está bueno de mentiras, abuso de poder, corrupción e incapacidad para resolver los grandes problemas del país, depositando todos.

0 comentarios:

Spot IMCA

Buscar este blog

El apoyo de los "patriotas" a Leonel no frena protestas populares contra la corrupción

Souvenir para decoración

Souvenir para decoración
Puedes comprar tu souvenir para la decoración de bodas y cumpleaños al 829 - 707 - 8004

Manifestantes atacados en FUNGLODE

Danilo Medina prometió ser un presidente ético y moral

Sonia mateo culpa al gobierno por no salir en defensa de Leonel

Danilo Medina dijo en campaña que tenía un fuerte compromiso con la educación

LAS MAS LEÍDAS EN ATMOSFERA